La gran mayoría de mis dulces están pensados para tomar en el desayuno; este os sorprenderá por lo fácil que es de preparar y por las propiedades que tiene. En pocos minutos y con pocos ingredientes conseguimos un gran aporte de nutrientes y especialmente un desayuno rico en fibra.

Os ofrezco dos versiones: una dulce, que es lo que más me identifica, y otra algo más saladita. Ambas tienen como protagonista el amaranto y el aguacate, y están elaboradas con alimentos crudos, lo que va a suponer un buen aporte de nutrientes ya que al cocinarlos muchos de ellos pierden calidad y propiedades.

Con tres tostaditas de estas os aseguro que os quedáis llenos; con un bocadillo o con la bollería industrial conseguimos que suban nuestros índices glucémicos muy rápido pero al poco tiempo volvemos a tener hambre, probablemente, sin haber ingerido muchos nutrientes que se diga….

El amaranto es un cereal sin gluten muy energético, rico en fibra,  rico en betacaroteno y vitamina A, lo cual refuerza el sistema inmune y también mantiene nuestra piel en buen estado. Hay que destacar que el amaranto contiene un componente llamado escualeno que es un potente anticancerígeno.

El aguacate se considera una fruta neutra y tiene muchísimas propiedades!!! Cada día deberíamos tomar una porción! ! Destaca por ser rico en vitamina E, muy antioxidante y que ayuda a retrasar el envejecimiento; también rico en minerales como magnesio (cuida nuestro sistema nervioso y también la salud de huesos y músculos) y potasio (previene la retención de líquidos y se encarga de mantener rnuestro cuerpo hidratado), y en ácidos grasos omega 3 y 6 (buenos para nuestras defensas y sistema nervioso. Podría estar contraindicado en personas con problemas de peso.

Tostadas con crema de cacao vegana y fresas

1 cucharada de cacao el polvo puro de calidad
1 aguacate pequeño
1 cucharada de leche de almendra
Sirope de ágave (a vuestro gusto,.. una cucharada o más si sois más golosos)
Unas fresas
Semillas de sésamo tostado, salvado de avena o amaranto hinchado en copos (opcional)

Para la crema de cacao, mezclamos con la batidora el aguacate, cacao en polvo y el sirope hasta conseguir una crema homogénea. Untamos las tostaditas, añadimos trocitos de fresa, espolvoreamos con el salvado o el sésamos y listo! Aquí podríais añadir un chorrito de miel para dar brillo.

Tostadas de aguacate y paté de olivas negras

Necesitamos:

Tostaditas de amaranto o de avena. Por sí solas no tendrían mucho sabor pero vale la pena tenerlas como alternativa al pan o a las tostadas convencionales ya que aportan más nutrientes y no tienen harinas refinadas.

1 aguacate pequeño
1 cucharada de leche de almendra
Una pizca de sal
Unas hojitas de brotes de espinacas
Paté de olivas verdes o negras
Semillas de sésamo tostado, salvado de avena o amaranto hinchado en copos (opcional)

Batiremos el aguacate troceado junto a la leche y la pizca de sal; untaremos unas 5 o 6 tostaditas; añadiremos el paté de olivas, las hojitas de espinaca y el salvado. Al final, un chorrito de aceite de oliva o de sésamo y listo!!!

 

Qué os parece? Os invito a que probéis este desayuno con algún zumo o smoothie de mi sección de alimentos que cuidan nuestra salud y me contéis qué tal os habéis sentido!!!

Pin It on Pinterest

Share This