Os doy la receta paso a paso de cómo hacer estos muffins de plátano y chocolate, rellenos con plátano y miel, lo que les da más sabor y jugosidad. La harina que he usado es de espelta biológica del productor local Eco Pep Mestre; voloro muchísimo su trabajo y el de todos los productores locales de mi tierra.

Os dejo también el link para que echéis un vistazo a algunos consejos para hacer magdalenas y muffins, sobre todo en cuanto a la elección de cápsulas y moldes.

Ingredientes

1 plátano muy maduro + unas gotas de limón.
Otro plátano, no tan maduro para el relleno, junto con una cucharada de miel
70 gr de panela biológica
60 ml de aceite de oliva
1 huevo M
80 gr de harina de espelta
15 gr de cacao en polvo puro y de calidad
50 ml de leche de almendras
1 cucharadita de levadura + 1 de bicarbonato
1 cucharada de vainilla en pasta o media de canela (opcional)

Precalentamos el horno a 180º. Trituramos el plátano maduro junto con el limón y la vainilla (si la elegimos) y reservamos.

Batimos a velocidad alta el huevo y la panela unos 6-8 min, hasta que la mezcla blanquee y quede bien espumosa. Añadimos poco a poco el aceite y batimos un minuto más.

Ahora el plátano machacado, y mezclamos bien. Luego ya podemos tamizar la harina con la levadura, bicarbonato, cacao y la canela (si la elegimos) e ir añadiendo a la masa en tres veces, alternando con la leche (tres he harina y dos de leche, siempre terminando con la harina).

Preparamos nuestro molde e introducimos las cápsulas elegidas; en la imagen  veréis el molde que uso (por cierto son los muffins de chocolate que hice hace unos días); en él se deben introducir las capsulas. Yo en este caso lo hice sin ellas, untando directamente el molde con mantequilla.

Horneamos unos 20 min; pinchamos para comprobar que estén bien hechos (el recipiente debe salir seco). No son más de 20 – 25 min.

Ahora dejamos enfriar sobre una rejilla

Y una vez estén templados los podremos rellenar tal como indico en las imágenes. Trocead el otro plátano y mezclar con la miel. Hacer un agujero en el centro, guardando el trocito que saquéis, y rellenar con la mezcla de plátano y miel. Cubrirlos con el trocito que hemos cortado y decorar con unas nueces o almendras. Para que se peguen bien, podéis untar con un poco de miel.

Pin It on Pinterest

Share This